SEDE CENTRAL MADRID
C/ PICO DE LA MALICIOSA Nº8, 28038 MADRID (METRO PORTAZGO)
Horario: de lunes a jueves de 17:00 a 19:30
TFNOS.: 911 44 62 66
693 28 77 32
693 94 96 61

Algo más de cuatro de cada diez parados no cobra ningún tipo de ayuda por desempleo

El paro aumentó en octubre en 82.327 personas y alcanza los 4.176.369. EFE

La cobertura del sistema de protección por desempleo fue del 54,49 % en septiembre de 2015, lo que supone un descenso de más de dos puntos porcentuales respecto a un año antes e implica que algo más de cuatro de cada diez parados no cobraba ningún tipo de ayuda por desempleo.

De acuerdo con los últimos datos publicados por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, de los 4.094.042 parados registrados que había en septiembre, 2.102.616 se beneficiaban de algún tipo de ayuda por desempleo, lo que representa un descenso del 12,1 % respecto al mismo mes de 2014.
De este total de beneficiarios, 933.661 personas recibían el subsidio por desempleo (9,9 % menos), 771.468 desempleados la prestación contributiva (19,8 % menos), y 239.328 personas la Renta Activa de Inserción (8,3 % menos).
Asimismo, 126.815 personas se beneficiaban del subsidio para eventuales agrarios (4 % menos); y 31.344 desempleados, de la nueva ayuda para parados de larga duración con cargas familiares del Plan de Activación para el Empleo que entró en funcionamiento a comienzos de año.
El gasto total en prestaciones por desempleo se situó en 1.638.164 euros en septiembre, el 14,6 % menos que en el mismo mes de 2014.
De esta forma, el gasto medio mensual por persona (sin incluir el subsidio agrario de Andalucía y Extremadura) fue de 800,6 euros, 22,9 euros menos al mes que un año antes.
El número de solicitudes de prestaciones en el territorio nacional registradas en septiembre ascendió a 655.336 (9,2 % menos), las altas tramitadas fueron 628.167 (11,3 % menos) y el plazo medio de reconocimiento fue de 1,9 días (cifra un 30,3 % superior a un año antes).
El número de beneficiarios extranjeros fue de 193.701 personas, lo que representa un 13,5 % menos, aunque el descenso fue superior en los beneficiarios procedentes de países no comunitarios (14,8 % menos) que en los del entorno comunitario (11,8 % menos).
El gasto de las prestaciones de los beneficiarios extranjeros fue de 122,6 millones (15,6 % menos), que en relación con el gasto total de las prestaciones por desempleo supone el 7,5 %.